miércoles, enero 23, 2008


Alejandro Goic, presidente de la Conferencia Episcopal, frente al activismo en la Araucanía: "Los obispos Vial, Ezzati y Parzingerpueden ayudar a encontrar soluciones realistas". Admite que hay "instrumentalización" del problema mapuche y que "hay interesados en promover la violencia en la zona". Propone una especie de "mesa de diálogo" pluralista para hallar alternativas.
Entrevista realizada por Raquel Correa.
Domingo 20 de enero de 2008.


COMENTARIO:
El análisis sobre la identidad indígena construida en el discurso del no-indígena proporciona elementos para los comentarios que expongo a continuación:

1. La posición de la iglesia ha sido de “conciliación”… pero es necesario recordar aquello de que "no se puede servir a dos señores".

2. La Iglesia respecto de los Pueblos indígenas necesita curar su posición in radice. El problema viene desde el inicio de la interacción con ellos… La iglesia afiliada al Imperio Español “católico” venía a evangelizar y en nombre de Dios y del rey les quitó todo derecho a ser:
- primero les quitó la tierra por decreto del papa de aquel entonces que “donó” los territorios de los pueblos originarios a los reyes católicos
- y luego les quitó toda personalidad como pueblos o naciones pues solamente eran personas no pueblos si se sometían al rey y a la iglesia.

El problema tiene que sanarse in radice, cuando se realiza un despojo la Iglesia enseña que existe obligación de restituir…. La Jerarquía de la Iglesia Católica debe exponer claramente que las tierras son de los mapuche y que sus derechos colectivos deben ser reconocidos y estar por encima de las trasnacionales. Este planteamiento no lo consiguen entender los obispos y solamente quieren resolver las cosas por el “diálogo”.

3. No puede haber diálogo con quien no existe… los pueblos indígenas aunque están ahí a nuestro lado no existen… desde el inicio y por conivencia de la iglesia. La pluriculturalidad que se aduce es palabrería mientras no estén los obispos correctamente situados.

4. Mientras no lo hagan, la posición de la Sra. Patricia es correcta ofrendando su vida por su patria y en liberación de otros que son oprimidos (me parece que esto también es doctrina de la Iglesia); queda a cuenta de los pastores que no quieren ver las cosas en una verdad que ha permanecido oculta por el servicio a dos señores.

Pbro. Jorge Martínez

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Para quienes no están informados. La Sra. Patricia apoyando a los mapuche ha entrado en una fase final de huelga de hambre ante la imposibilidad de otras vías de lucha por sus derechos.

Anónimo dijo...

Me alegré se saber que las gestiones del Sr. obispo Alejandro Goic fueron exitosas tomando una posición un poco más clara. Todavía queda un camino largo por recorrer pero por lo menos hay un atisbo de justicia. Saludos y gracias por tu paciencia.